El mundo futuro no es 2014



Me voy a sacar un billete de avión, dándole a efectuar pago casi con los ojos cerrados, evitando pensar lo que siempre pienso que me hace pulsar el botón atrás del navegador para hacer las cosas como deben hacerse.

Lo compraré en los próximos días en cualquier momento en que ya los regalos no tengan que entregarse porque toca en el calendario, sino porque surgen de la nada, sin excusas ni razones más que la de una voluntad sin normas.

El mundo futuro es ahora. No se parece a nada, ni es necesario mucho más que una canción como ésta que puede cantarse o bailarse al ritmo de las ganas. Con ganas, se gana y, cuando se evaporan, la música no desaparece, sino que se transforma en suaves balanceos y voces que llegan a susurrar lo que el desaliento nos roba.

Condensar doce meses en dos días y hacer un balance casi da corte de digestión porque la intensidad es la palabra que mejor podría resumir mi último año. Los sueños que no pedí fueron los que se cumplieron y los proyectados resultaron ser como un juego de magia donde al final sólo queda humo que el viento aleja más despacio de lo que nos gustaría.

Por primera vez en mucho tiempo mis ganas de soñar se elevan con una libertad asombrosa. La que concede el no necesitar, la de la pureza de quien ya tiene sin desear, la de la serenidad que da el amor que no se pide y se respira en cada partícula de luz. En todos los nombres y en ninguno específico. Reencontrarse con quien es uno se convierte en una vuelta al hogar y entonces nada ni nadie más hace falta.

Estar solo es necesario, urgente, imprescindible para amar sin necesidades, ni exigencias. Recuerdo la sentencia que hace poco alguien me dijo: “Yo, que puedo estar solo, elijo estar contigo“. Fue una frase hermosa que escondía una mentira hoy por hoy no desvelada y es que sólo quien alguna vez ha estado solo, puede constatar que sabe estar solo.

El mundo futuro es aquí y para quienes ya nos sumergimos en él, desnudos y sin nudos, lo entendemos muy bien: estrenar un año nuevo es bordear la trampa de esperar a que las cosas de ahí fuera cambien para descubrir que los nuevos debemos ser nosotros.

Felicidad y facilidad para quienes pasáis por aquí y comentáis y también para los que os resguardáis en el silencio.

Anuncios

5 comentarios en “El mundo futuro no es 2014

  1. joseph ruiz dijo:

    “Solo quien alguna vez ha estado solo, puede constatar que sabe estar solo”
    Ay, eso creo que solo lo sabemos Buddha, Matsuo Basho y yo..ja ja ja!

    Bromas aparte, me ha encantado encontrar tu blog, y reencontrarme con tus palabras que ahora tienen un tono de madurez asombroso que reflejan buenas influencias de lecturas y experiencias místicas, míticas y humanas. Me gusta esa limpidez con que transcurre tu discurso, perfumado de cotideanidad y filosofía. Tienes un don de saber decir las cosas,vamos, siempre te dije que eres una escritora nata..El otro dia estaba releyendo un poema que hace unos años te escribí y me entró cierta nostalgia y me pregunté: por dónde andará Sandra? Ya ves, casualmente entro en Google y encuentro tu blog…
    Besos pa tí.

  2. Sandra Cámara dijo:

    Hola de nuevo!

    Me alegra que sientas esa sensación de madurez solo a través de mis escritos. Eso es que mis letras evolucionan en coherencia con mi interior. La vida me da oportunidades para crecer y yo solo procuro aprovecharlas 🙂

    Un poema para mí! Hace tiempo de eso! Volverias a enviármelo? Me alegro. De este reencuentro.

    Gracias por tu cariño siempre.
    Beso!

  3. joseph ruiz dijo:

    Uff, pero ese poema en realidad lo escribí hace años, inspirado en una foto tuya llamada “besos de hierbabuena” que ví ni me acuerdo donde..Eran los tiempos de Libro de Arena, y tú te llamabas “Cabaret” o algo así..pero la Sandra que leo ahora es otra, muy diferente.

  4. joseph ruiz dijo:

    Pues, casi todo este tiempo he estado en Londres, aunque ahora sobrevivo en Andalucía.Mi vida ha cambiado drásticamente, mi manera de pensar también..¿Y tú estás en Madrid o en Granada?
    Ay, el poema..tampoco es nada del otro mundo, pero igual te lo envío pronto a tu correo de gmail.
    En realidad te escribí dos.
    Nada, alguna vez incluso estuve en Granada y pensé si podría encontrarme con vos casualmente por la calle..
    Gracias por contestarme, bella Sandra.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s