Belleza eres tú

Ya sé que la gran belleza no existe y que si es así, no puede ser más que una suma o una multiplicación de bellezas chiquititas como las estrellas que tilitan a lo lejos, minúsculas a la mirada, inmensas para el corazón.

La belleza a veces nos embriaga en las palabras, con construcciones tan abrumadoras como las pirámides pero tan frágiles al final como los aviones de papel que te llevan a todos los lugares. Los lugares que tú quieras, los  de verdad y los de mentira pero a los que todos queremos ir porque ya solo el viaje merece la pena. ¿A quién no le gusta volar aunque sea en papiroflexia?

Yo sé poco de estética y combinaciones armónicas, de equilibrios en tacones de aguja o arcoiris de rimel en las pestañas. Ni tampoco sé de cine bueno, pero detecto a los buenos, intuyo a los malos y me desenvuelvo con las historias de película que viven más allá de las pantallas: cortometrajes, largometrajes, documentales…

Lo suficiente para entender que el film La gran belleza resulta raro, poco convencional, desconcertante; y para constatar que serán solo algunos los que entiendan esa belleza que se aleja de lo convencional, masticado y digerido.

Para saber de belleza y de cine cientos de títulos académicos se apilan en las búsquedas de google con la esperanza de seducirte con el discurso de que con ellos te convertirás en experto, como si al fin y al cabo, uno pudiese ser experto de algo más que de sus propios fracasos.

Para sentir lo hermoso no hace falta casi nada, ni siquiera aspirar a llegar al nirvana de poder experimentarlo algún día. Solo es necesario volver a origen de lo que somos, sin ninguna intención de hacerlo. Abrir un poco los ojos y las manos y reconocer las miserias del otro en el fondo de su mar, que resulta ser tan tibio y frío como el tuyo.

Os dejo con una de mis escenas favoritas de la película, donde todo esto se transmite mucho mejor. Recomendable por las relaciones, los diálogos, la fotografía, el vestuario y los destellos de nosotros mismos que nos regala cada personaje.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s